info@campusrelatoras.com

BLOG

5 May 2017

Maria Popova / por Sara Gómez

/
Posted By

Maria Popova es “blogera”, aunque ella se considera también escritora. Brain Pickings es el nombre su exitoso blog. Las cifras así lo dicen: casi cinco millones de seguidores en Facebook, setecientos mil en Twitter y cientos de miles que leen su blog directamente o están suscritos a sus correos semanales.

Maria es una ciudadana neoyorkina nacida en Bulgaria hace 37 años, que, según cuenta, un día, ya hace más diez años, comenzó a enviar a siete amigos un correo electrónico semanal, en el que escribía sobre sus lecturas, referenciaba curiosidades y compartía sus inquietudes intelectuales sobre psicología, antropología, arte, historia, ciencia o poesía.

Así nació Brain Pickings y hoy es un blog en inglés con repercusión internacional y libre de publicidad cuyas entradas son, en su mayoría, recomendaciones de libros curiosos, diferentes y personales, con un cuidado diseño gráfico. Pero nada de eso, creo, lo hace tan especial.

Mi intención al escribir estas líneas es compartir mi querencia por el trabajo de Maria Popova y, sobre todo, comprender cómo en medio del inabarcable y ruidoso mundo digital, lleno de webs, memes, posts, tuits, gifs, videos, gatitos o citas vanas, puede un blog como el de Maria ser tan visitado e influyente. Y casi desisto por empequeñecimiento intelectual repentino al leer análisis y argumentos de expertos en redes sociales y en marketing que trataban de buscar también una explicación. Muchos de ellos desde un punto de vista “tecnicista” que, según yo lo veo, les impide ver lo que subyace en él y engancha a tanta gente: la autenticidad, libertad y personalidad de su autora.
En mi caso concreto, influye en mi apego por Maria el hecho de que me la “presentara” una querida amiga pero, su creatividad hizo el resto y sin darme cuenta casi, intentando superar la dificultad del inglés y suscribiéndome a su Newletter semanal, me convertí en fiel seguidora de Brain Pickings

Por ejemplo, gracias a ella he conocido a mujeres como Martha Nusbaumm, filósofa; Maya Angelou, poeta y activista; Lillian R. Lieber, matemática; Mary Oliver, poeta; Rebecca Solnit escritora feminista; Naomi Shihab Nye, poeta; Anne Lamott, escritora y profesora de escritura; Rachel Carson, bióloga… Todas me interesaron mucho.

También me sugirió una nueva manera de mirar a mujeres más conocidas como Susan Sontag, Hannah Arendt o Simone Weil.

Además me hizo pasar domingos de lectura enfrascada con entradas en su blog como la interesante sobre Wislawa Szymborska o la sorprendente historia de Misuzo Kaneko o la curiosa de Anna Dostovietsky. Solo por mencionar tres de las muchas que me han interesando.

En mi opinión, Maria apunta siempre a algo sustancial en medio de la banalidad y el egocentrismo que inunda la red. Usa lo digital como herramienta, como altavoz de algo que ya existe en el mundo real, en este caso los libros, las autoras y autores cuya creación tocamos, compramos y leemos. Como ella misma explica en alguna entrevista, lo on-line está off-line. Brain Pickings es un blog lleno de mujeres apasionantes que no conocía; es sensible, sincero y honesto. Me habla de cosas que me interesan, alguna de las cuales ni siquiera sabía que me gustaban. Me transmite la mirada personal y libre de Maria y su increíble capacidad de lectura y curiosidad.

Considero que el crecimiento exponencial de los contenidos de internet, tienen que ver con que preferimos ser escuchados que escuchar, ser leídos que leer. Pero en el caso de Brain Pickings, paradójicamente, siempre encontramos una invitación a la lectura, a conversar, a reflexionar sobre interesantes trabajos creativos publicados.
Su éxito me hace pensar, como alguna vez leí sobre el hecho de escribir: “solo lo personal conecta con lo universal”, y Maria sin duda es radicalmente personal en su trabajo.
Lo que sí me parece inapelable es lo que sus propias palabras sentencian:

“Construction is far more difficult, because it requires the capacity to imagine something new and better, and the willingness to exert ourselves toward building it, even at the risk of failure”. (Construir es mucho más difícil, porque requiere la capacidad de imaginar algo nuevo y mejor, y la voluntad de esforzarse por construirlo, incluso a riesgo de fracasar).

Por Sara Gómez, devoradora de libros, filóloga y ex-librera.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies